Recarga de aire acondicionado

La importancia de la máquina de diagnosis
08/01/2018
Los bordillos, enemigos de los neumáticos
05/02/2018
Mostrar todo

Aprovecha estos días en los que el verano no quiere llegar para efectuar un control general de nuestro vehículo para estar seguros de afrontar de la mejor manera las altas temperaturas. En nuestra entrada de hoy, en Neumáticos Tormo como taller Driver Center, queremos hablar de la recarga de aire acondicionado y de cómo mantener nuestro sistema de climatización en perfectas condiciones. Antes de correr el riesgo de quedarse sin aire acondicionado, es necesario hacerlo controlar y recargar.

Siempre recomendamos llevar el vehículo a un taller especializado, como cualquiera de la red Driver Center, donde encontrará mecánicos especializados, con un equipamiento adecuado, que le darán asistencia para afrontar cualquier problema en caso de que se presente. Realizarán sus controles usando siempre materiales de marca de alta calidad, para lograr la máxima eficiencia en todo tipo de mantenimiento y para satisfacer de la mejor manera a sus clientes y cada una de sus necesidades.

¿Cuándo mi coche necesita una revisión del aire acondicionado?

Las señales más evidentes que surgen cuándo es el momento de llevar el vehículo a un taller especializado para una revisión del aire acondicionado pueden ser las siguientes:

  • Salida de malos olores de la boca del sistema refrigerante;
  • Disminución de la capacidad de refrescar el habitáculo;
  • El aire saliente de la boca de ventilación no es lo suficientemente frío;
  • El aumento de los tiempos de enfriamiento.

No obstante, también hemos de tener en cuenta que un uso adecuado de nuestro sistema de aire acondicionado puede provocar que los problemas se reduzcan, para ello hemos de seguir algunas reglas:

  • Sustituir los filtros del habitáculo aproximadamente cada 15 000 kilómetros;
  • Realizar las inspecciones periódicas de la cantidad de gas en el sistema, de media, cada dos años;
  • Llevar enseguida su vehículo a un taller si siente malos olores;
  • Hacer sustituir el filtro deshidratador cada 60 000 kilómetros;
  • Tener el automóvil bien limpio para evitar la acumulación de polvo.

Fuente: drivercenter.eu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.